Etiquetas

, , , , ,

Nunca he entendido por qué las personas suelen soñar con su “Principe azul” o “La mujer perfecta” cuando en realidad eso sólo les aleja de la realidad en que vivímos, una realidad que actualmente nos muestra que son nuestras diferencias, nuestros defectos los que nos hacen especiales. ¿Es tan difícil comprender que se trata de esperar? El amor no llega a tocar nuestra puerta, pero tampoco se trata de salir a su encuentro desesperadamente, nos hemos desvalorizado a más no poder, ya no sabemos apreciarnos a nosotros mismos y menos reconocer que lo bueno, lo delicado, lo fino, siempre tarda en llegar y en forjarse.

Siempre las mujeres son quienes más tiene que perder, entregarse a alguien que luego no sabe valorar no es lo justo para una bella dama que únicamente guarda la esperanza de poder vivir algo diferente a su pasado, es por ello que protesto ante esas personas que han perdido el deseo de enamorarse, una persona mal agradecida de su pasado no puede arruinar su futuro, si, es cierto, el amor se busca, el amor se atrae, pero con la actitud, con el bienestar interior, con el deseo ferviente de ser cada día mejor, no sólo con el ánimo de sentirse apreciado por alguien más, sino más bien por el deseo de apreciarse a sí mismo.

No desistas, no decaigas, levanta tu frente y tu mirada que el mundo no gira por los fracasos, sino por los éxitos que cosechas, aprende a valorarte a ti mismo sin esperar que alguien más lo haga, vive, siente, experimenta y no te preocupes, pues el amor llega, el amor siempre llega…

Condolencias Supersticiosas

Anuncios